El comprar antigüedades se hace por placer, por una necesidad estética o por inversión, nunca como una compra que se necesite para satisfacer algo material. Nadie compraría una maquina antigua. por ejemplo una maquina de madera de hacer mantequilla para hacer mantequilla. Por eso cuando compramos antigüedades no es por una necesidad funcional sino por una necesidad estética, placentera o evocadora de otros tiempos.

Dentro de la compra de antigüedades cuando se hace como una inversión segura, incluso asi también hay detrás de este tipo de compras hay aspectos subjetivos como mejora del ambiente del hogar, placer estético o reputación social.

El problema de comprar antigüedades es que solo es un mercado apto para personas con conocimientos  de antigüedades e incluso solo de algunos tipos de antigüedades. Son mercados muy especializados.

Estos mercados tan especializados o mejor dicho opacos necesitan siempre de un experto de confianza que nos asesore no solo desde el precio sino desde la experiencia que tiene en el objeto vida.        Que nos asesores sobre su revalorización, los problemas mecánicos, pintura cristal o de madera. En fin una serie de aspectos que solo desde la experiencia de un profesional puede ayudarnos.

La mayoría de las veces son pequeños consejos que nos advierten sobre la compra que vamos hacer información que si la sabemos antes de hacer la compra no nos lleva a desengaños o frustraciones cuando tengamos el objeto.

Por eso INSPECTALIA., da una segunda opinión.  Porque unas características de la decisión de compra en antigüedades son los aspectos subjetivos que nos nublan y distorsionan una buena compra. Y no solo nos referimos a compradores nobeles sino hay cantidad de ejemplos de grandes expertos que gracias a una segunda opinión no erraron. Hay un famoso caso de la compra de una estatua griega por parte de un museo americano que gracias a una segunda opinan los primeros expertos se dieron cuenta que no era antigua

Si tomamos la precaución de asesorarnos antes con un experto podemos acceder a unos mercados que nos quedamos impresionados de la cantidad de objetos que existen y de todas las ideas históricas de la decoración y de la belleza.

Podemos comprar objetos que nos solo nos harán un hogar o oficina mas agradable sino que podemos disfrutar de nuestras inversiones.

¿Has visto la pagina de inspectalia.es ?

¿ Que te parece ?

Leave a Reply